Posteado por: abogados divorcios Zaragoza | abril 6, 2015

ERRORES MÉDICOS. ¿SE PUEDE EVITAR SER VÍCTIMA DE LOS MISMOS?  

 

En ocasiones, entrar en el hospital puede convertirse en una situación peligrosa, ya que la estancia en el mismo puede convertir a un enfermo que entra para conseguir asistencia médica en una potencial víctima.

Aunque por fortuna esta no es la situación más corriente, ya que la mayoría de los pacientes serán tratados correctamente, en ningún caso se puede descartar el hecho de poder ser víctima de un error médico.

Conseguir estadísticas precisas sobre los errores médicos previsibles suele ser bastante difícil, sin embargo algunos estudios elaborados en los últimos años aunque no muy conocidos por el público en general, estiman que el número de estos puede ser una cifra alarmante.

Los hospitales necesitan trabajar en la reducción de estos porcentajes de riesgo, por lo cual el papel del paciente es importante para aumentar su propia seguridad y cuando estos están muy involucrados en su atención sanitaria y se comunican abiertamente con sus médicos, se ha demostrado que se obtienen mejores resultados.

¿QUÉ SE PUEDE HACER PARA ASEGURAR LA MEJOR ATENCIÓN DISPONIBLE?

  • Investigación de calidad de la atención de un hospital: determinados estudios permiten conocer cuál es la calidad que se puede encontrar en los Hospitales de la Administración Pública en los que se puede obtener información, ya que incluyen tasas de readmisión, complicaciones y muerte en comparación con las medias nacionales.

 

  • Preguntar sobre la experiencia de su médico: las estadísticas demuestran que a mayores años de ejercicio práctico en un procedimiento, mejor será el resultado.

 

  • Traer todos sus medicamentos actuales significará aportar toda información disponible para sus proveedores de atención médica.

 

  • Tener a alguien con usted: incluso si no lo necesita ahora, puede ser que más tarde lo precise, ya que esa persona que está junto a su lecho significa un segundo par de ojos y oídos. Estos pueden tomar notas de cualquier anomalía o desviación del procedimiento y evitar errores o problemas de comunicación.

 

  • No se levante de la cama si está en situación de inestabilidad. Si es absolutamente necesario pida ayuda a terceros ya que las caídas pueden provocar lesiones innecesarias.

 

  • Verificación de la medicación: los errores en medicación son los más frecuentes, por lo cual deberá asegurarse de que lo que su médico le prescribió coincide con lo que se le está suministrando. Cuando se lo dé por una enfermera, vuelva a comprobar que la medicación es la descrita y la dosis señalada.

 

  • Sea persistente y comente sobre cualquier dolor o algo inusual que le preocupe, incluso si piensa que no tiene excesiva importancia. Las complicaciones después de la cirugía pueden aparecer incluso cuando la persona permanece tranquila acerca de sus síntomas. Si el dolor persiste comuníquelo.

 

  • Sea agradable: los médicos y las enfermeras están para ayudar, quieren que se le dé la mejor atención posible, por lo cual una palabra amable y una sonrisa serán para la persona que le está cuidando mejor que una queja. Al hacer esto estará demostrando su agradecimiento por el trato recibido.

 

José Alberto Andrio Espina

 


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: